en

San Diego, California, USA

Sol Orchard Solar Projects in Valley Center, California

Antecedentes

Valley Center cuenta con algunos de los mejores recursos solares del mundo. Según el Laboratorio Nacional de Energía Renovable (NREL), el recurso solar fotovoltaico en Valley Center oscila entre 6 y 6.5 kWh/m2 /día.

De acuerdo con las Normas de la Cartera de Energía Renovable de California, los proveedores de servicio eléctrico regulados por la Comisión de Servicios Públicos de California, deben obtener el 20% de las ventas minoristas de energía de fuentes renovables a finales de 2013, el 25% a finales de 2016 y el 33% a finales de 2020. En 2011, el gas natural fue la principal fuente de energía en California y representa el 62.4% de su capacidad instalada, seguido por plantas hidroeléctricas con un 18.8%, otras energías renovables con un 11.7%, centrales nucleares con un 6.4% y carbón con un 0.7%. Los dos proyectos solares en Valley Center contribuirán al cumplimiento de estas normas.

Descripción

Proyecto Solar de Sol Orchard 1 en Valley Center, CA: Construcción y operación de un parque solar fotovoltaico de 2.5 MWCA con módulos fotovoltaicos policristalinos montados sobre un sistema de seguimiento de un solo eje.

Proyecto Solar de Sol Orchard 2 en Valley Center, CA: Construcción y operación de un parque solar fotovoltaico de 5 MWCA con módulos fotovoltaicos policristalinos montados sobre un sistema de seguimiento de un solo eje.

Los dos proyectos están interconectados y tienen una línea de salida común hacia el punto de interconexión que es adyacente al sitio de los proyectos y conectará a los Proyectos a través de una línea de transmisión existente a la subestación Valley Center localizada a 1.83 km al oeste del sitio. Los proyectos se llevarán a cabo mediante un contrato de ingeniería, adquisición y construcción.

Beneficios

Los proyectos reducirán los gases de efecto invernadero producidos por la generación de energía tradicional a partir de hidrocarburos, con lo cual se mejorará la calidad del aire, al tiempo que proveerán a los ciudadanos del Condado de San Diego, California con una fuente alterna de energía segura y confiable. Entre las mejoras previstas se incluye la reducción de más de 5,203 toneladas métricas de bióxido de carbono (CO2) y ocho toneladas métricas de óxidos de nitrógeno (NOx). Se espera proveer electricidad equivalente al consumo anual de aproximadamente 2,900 hogares.